Península Ibérica de noche




Las luces de los principales núcleos poblacionales de España y Portugal definen la Península Ibérica en esta fotografía de la Estación Espacial Internacional (ISS).

Las grandes áreas metropolitanas son visibles, marcados por sus zonas iluminadas relativamente grandes y brillantes. Madrid y Lisboa son las ciudades más visibles, seguidas por Sevilla, visible al norte del Estrecho de Gibraltar.

La red de pequeñas ciudades y pueblos a lo largo de la costa y del interior dan fe de la magnitud de la presencia humana en el paisaje ibérico.

La difuminación de las luces de la ciudad es causada por la cobertura de nubes finas (imagen a la izquierda y centro). Aunque oscurecida, las luces de Francia son visibles cerca de la línea del horizonte en la parte superior izquierda, mientras que las luces del norte de África son más claramente visibles a la derecha. La tenue línea de oro y verde de la luminiscencia atmosférica causada por la radiación ultravioleta, paralelo al horizonte.

La Península Ibérica en el suroeste de Europa tiene un área de unos 583.254 kilómetros cuadrados.